Put my show and this player on your website or your social network.
Visita el blog Butaca 648

lunes, 20 de agosto de 2007

Informe. Huracán Dean golpea Jamaica

El peligroso huracán Dean afectaba el domingo con fuerza la costa sur de Jamaica, cubriendo a la capital Kingston con árboles caídos y techos arrancados, después de que su paso por el Caribe dejara ya seis muertos.

Jamaica declaró un toque de queda mientras soldados y policías patrullaban las calles, al tiempo que Dean se acercaba a la isla como una poderosa tormenta.

Los ánimos se encendieron en los supermercados, hasta donde llegaron los jamaicanos para obtener suministros de emergencia a último minuto, mientras Dean comenzaba a azotar la montañosa isla con intensas precipitaciones.

El Gobierno abrió refugios e instó a residentes a abandonar las zonas de tierras bajas.

"El mortal centro del ojo (del huracán) está a unas pocas millas del sur de Jamaica. Pero el centro está lo suficientemente cerca de Jamaica como para que ellos sientan vientos con fuerza de huracán a lo largo de la costa sur," dijo Richard Knabb, un experto en tormentas del Centro Nacional de Huracanes en Estados Unidos.

SIGUE LEYENDO Informe. Huracán Dean golpea Jamaica...
Dean era un "extremadamente peligroso" huracán de categoría 4, el segundo más alto en la escala de Saffir-Simpson, mientras se acercaba a la frondosa y montañosa isla, pero se espera que alcance el lunes la inusual y potencialmente catastrófica categoría 5 en su camino hacia la península de Yucatán de México.

La policía y soldados jamaicanos patrullaban la capital, Kingston, para evitar saqueos y el Gobierno declaró un toque de queda de 48 horas en las zonas industriales. Además, ordenó el traslado de residentes hacia centros de evacuación.

Algunos deslaves fueron reportados al norte de Kingston y en el noreste de St. Mary.

Los residentes de un puerto situado en tierras bajas cerca de Kingston se rehusaron a ser evacuados.

"Nosotros no nos vamos a ninguna parte," dijo Byron Thompson en la ciudad de Puerto Royal, fundada por el pirata Henry Morgan en el siglo XVI. "De hecho, si vienes aquí más tarde hoy me verás bebiendo en un bar junto a mis amigos," agregó.

La compañía de electricidad de Jamaica dijo que cortaría la energía luego de las 10 a.m., hora local (1500 GMT).

Las estaciones de gasolina y las tiendas aún estaban abiertas para que los residentes compren pilas, linternas, atún enlatado, arroz y agua.

Dos hombres estuvieron cerca de enfrentarse en una tienda luego de que uno de ellos intentara romper una larga fila.

"Muchos de nosotros hemos soportado el clima para estar acá afuera en largas filas, así que la gente no puede sólo llegar y romperla," dijo Dave Brown, que intentaba comprar pan y fósforos. Las actividades de campaña para las elecciones del 27 de agosto fueron suspendidas.

A las 5 p.m. hora del este (2100 GMT), Dean presentaba vientos máximos sostenidos de 145 millas (230 kilómetros) por hora y su centro se hallaba a unas 50 millas (80 kilómetros) al sur de Kingston.

ADVERTENCIAS DE HURACAN

Las advertencias de huracán también fueron emitidas para las islas Caimán y parte de Haití, además de una advertencia de tormenta tropical para algunas áreas de Cuba y República Dominicana.

Miles de atemorizados turistas a lo largo de la costa del Caribe de México hicieron filas por horas en los aeropuertos para abandonar el lugar antes del esperado arribo de Dean, previsto para el lunes.

Un hombre murió en Haití cuando un árbol cayó sobre su casa en Murun, ubicado en la provincia suroeste de Grand Anse, dijo Silvera Guilleume, coordinador de protección civil de la zona.

El incidente elevó al menos a cinco el número de víctimas mortales desde que Dean ingresó el viernes al Caribe entre las islas de las Antillas Menores de Martinica y Santa Lucía.

Dean fue el primer huracán de lo que se espera sea una temporada 2007 más activa de lo normal.

Dean se trasladaba al oeste-noroeste a unas 18 millas (30 kilómetros) por hora y es observado de cerca por los mercados energéticos, dado que una serie de tormentas en el 2004 y 2005 afectaron las plataformas de petróleo de la costa estadounidense del Golfo de México, inundando refinerías e interrumpiendo el flujo de los oleoductos.

La firma petrolera mexicana Pemex comenzó a evacuar a sus 13.360 trabajadores de sus plataformas instaladas en el Golfo antes de la llegada de la tormenta.



Terra/Reuters

No hay comentarios.: