Put my show and this player on your website or your social network.
Visita el blog Butaca 648

jueves, 5 de abril de 2007

Thalía

Mexicana hasta el hartazgo y con su cabellera reluciente hasta la cintura, Thalía habla, aunque con estilo continente, de sus triunfos y sus sueños, de la moda latina, sus bailes tradicionales y la preservación ante la envidia ajena. Todo es fulgor en la vida de esta cantante que se apoda, a sí misma, "guerrera de la luz".

Thalía, nacida un 26 de agosto de 1971 y bautizada con el nombre de María Ariadna Thalia Sodi Miranda, es así. Mexicana hasta el empacho. Conocedora de las debilidades de un país en el que gran parte de sus habitantes es débil frente a las exhortaciones a un nacionalismo que el mismísimo cantante de Café Tacuba, por ejemplo, o el actor Diego Luna, consideran "innecesario y artificioso", ella invita a tomar tequila y graba un corrido de su propia autoría, como para que no queden dudas de que ella es "bien mexicana". "Extraño los tacos y las quesadillas ¿dice con una cara que reproduce los gestos de la tristeza- Por suerte en Nueva York, donde vivo, ya he aprendido a descubrir sitios específicos donde hacen la comida a nuestro gusto".

Con apenas un año, ya anunciaba refrescos en la televisión y su infancia transcurrió entre las clases de ballet y piano y los concursos de talentos precoces a los que iba acompañada por su madre.
En 1986 ingresó en Timbiriche, un grupo juvenil de moda. Al poco tiempo fue protagonista de su primera telenovela, Pobre señorita Limantour. En 1989 se marchó a Los Ángeles para preparar el disco Thalía, su primer trabajo en solitario que vio la luz en 1990. Desde entonces, su carrera profesional ha seguido un ascenso imparable. Presentadora en la televisión española, protagonista de otra telenovela, María Mercedes, dueña de su propia línea de lencería, de su propia línea de gafas, reina en 1997 trigésimo octava edición del Festival Internacional de Viña del Mar en Chile y, sobre todo, la publicación del disco Amor a la Mexicana, son sólo algunos de los hitos que han hecho de esta bellísima mujer, un personaje capaz de integrar las páginas del Libro Guiness (por ser la personalidad que más premios recibió en una noche).

Un Alma Sentenciada
SIGUE LEYENDO LA ENTREVISTA A THALÍA...

Pero hay otras cosas que han hecho de Thalía un fenómeno de masas cuyos alcances todavía resultan incalculables: el discurso del éxito, de la fama, del brillo, del tú puedes, como un modo de demostración a sus compatriotas (muchos de los cuales pierden la vida en la frontera entre USA y México, en el intento de llegar al paraíso americano donde ella lucha por ser reina) y un sentido de la accesibilidad seductora con la que aparenta ser amiga de todo el mundo, le han otorgado puntos para convertirse probablemente en un futuro no tan lejano en La Gran dama de México. Precisamente ahora, que ya no existe María Félix, a cuyo velorio Thalía asistió vestida íntegramente de negro en un acto que gran parte de la prensa local analizó como el pase del cetro de una reina a la otra.

Lo que dice Thalía
Thalía dice que sueña. Y entre esos sueños existe el de filmar una película que tenga de protagonista al actor norteamericano Robert De Niro. Y como por sus venas corre sangre de aztecas y de mayas, no dudó en aprender los pasos de las danzas mexicanas tradicionales para promover el disco Thalía con banda (que hizo en el 2001).

"Casi me quiebro el cuello bailando, pero esa danza causó furor en Sudamérica y en Europa, precisamente porque es algo muy nuestro y a la vez muy diferente a lo que se ve en esos lugares", manifiesta.

Tiene razón: el éxito fue enorme. Y repitió la fórmula.

Grandes éxitos, otro disco en inglés, otro de remixes, hasta que finalmente llegó El sexto sentido (2005), el primer disco con temas nuevos en 5 años.


Thalía a dúo con Aventura del disco "El sexto sentido Reloaded


De sus pasiones musicales destaca "el fanatismo por (el cantante británico) George Michaell, por la cantante de jazz estadounidense Billie Holliday, sobre todo cuando me levanto muy nostálgica, Queen (el desaparecido grupo inglés), Aerosmith y Celine Dion".

A propósito de su estilo, que considera "ecléctico", la estrella se define como "una persona cambiante a la que le gusta dar diferentes caras y diferentes facetas de mi crecimiento como cantante a mi público. Cuando empecé a cantar las canciones de mi país, en sitios muy lejanos sonaban todo el tiempo en las radios mis canciones hechas con banda. Era muy lindo imaginar a los franceses, por ejemplo, bailar al ritmo de mi música. Eso me ha dado mucha satisfacción. Por otro lado, siento que soy una artista que ha incursionado en todos los géneros. He hecho salsa, merengue, cumbia, disco, house, rock...y en este nuevo material me di el espacio para volver a la primera Thalía, que salió al mercado con su honestidad, con lo que ella sentía en sus entrañas. Ahora bien, si tengo que definirme, diría de mí que soy una artista totalmente pop", asegura.

"Yo grabé un disco en inglés y en tagalo, que es la lengua del sudeste asiático, y con él obtuve discos de platino y de oro. Se llama Nandito Ako, que quiere decir en tagalo "aquí estoy". Además, he estado compitiendo siempre en las listas de éxitos con Celine Dion, Backstreet Boys, Britney Spears, tanto en Francia como en Grecia, por eso insisto en que llevar tu idioma a todos lados es algo muy bello a lo que no voy a renunciar", asegura.

¿Qué otros países además de los Estados Unidos quisieras conquistar con tu música?
Me da muchas cosquillitas Japón y Alemania me llama mucho la atención.

¿Qué características de tu personalidad destacarías como la más importante?
Yo soy una persona de retos. No me gusta conformarme. Soy muy ambiciosa. Me gusta dar y buscar lo mejor.

¿Qué piensas del éxito que ha obtenido Ricky Martin?
Me impresiona mucho. Cuando salió su hit "Living la vida loca", mucha gente lo criticó llamándolo comercial. Pero lo cierto es que todo el mundo la cantó. Entonces, me pregunto, ¿por qué duele tanto el éxito de los demás?. Esa es una reflexión que he tenido bastante en los últimos tiempos: cuando tú te sales de la "bola", cuando quieres crecer, cuando deseas autonomía, innovar tu estilo, tu forma de vestir o de cantar, la gente que vive dentro de las reglas y dentro del cuadrado mental de lo que le dicta la sociedad, no aprueba lo que haces. Envenenas a esa gente con tu libertad, con tu felicidad, con que a ti no te importen las reglas. Y pensando así es que grabé la canción "A quién le importa", de Alaska y Dinerama, que me encantaba cada vez que venía a México.

¿Te molestó que Paulina Rubio te ignorara como potencial competidora suya?¿Sabes qué? Yo no me meto en esos temas hasta que no vea un video y escuche yo misma sus declaraciones. Yo ya no me engancho en esos jueguitos de la prensa. No te olvides de que a todos los que están cantando en estos momentos yo los conozco desde chiquitos. Shakira, Enrique Iglesias, Luis Miguel, Ricky...todos nos conocemos, y somos amigos. La competencia entre nosotros la crean ciertos núcleos. Pienso que cuanto más unidos estemos los latinos, mejor será la plataforma para mostrar nuestro talento, nuestra cultura y nuestras costumbres. Sólo así podremos romper el estereotipo del latino "chachachá" que todo el mundo tiene de nosotros.


¿Y a qué artistas latinos admiras?
Sobre todo admiro a Gloria Estefan. Pienso que mi gran amigo Marc Anthony es el nuevo Frank Sinatra. Es un hombre que con la pura salsa hizo cantar a mucha gente. Me parece muy importante lo que ha hecho Ricky Martin, a quien mucha gente adora. El mismo Luis Miguel, que tiene esa voz prodigiosa, es conocido en los Estados Unidos.

¿Crees que todo lo latino por ser latino es bueno?
Creo que hay para todos los gustos. Hay público muy superficial y hay público muy intenso. Hay público que adora a Serrat y otro que prefiere la música más comercial. Y hay artistas latinos para todos esos públicos.

¿Estas cosas las hablas con Tommy Motola, tu esposo?Él fue el hombre que creó el boom latino en los Estados Unidos. Sería yo muy egocéntrica si no escuchara al hombre que produjo semejante fenómeno.

¿Planeas hacer alguna telenovela en el futuro inmediato?
Ahora no estoy lista para meterme en un foro durante doce horas y olvidarme de mi vida. Con mucho esfuerzo he logrado un equilibrio en mi existencia. Antes era una adicta al trabajo y me di cuenta de que eso es una enfermedad. Tiene que existir un punto medio, una balanza, y cuando lo encuentras te das cuenta de que no valió la pena haberse perdido el cumpleaños de una sobrina o la caricia de tu abuela por estar muchas horas encerrada grabando una telenovela.

¿Tienes proyectos de hacer cine?
Tengo una oferta increíble ahora que el nuevo cine mexicano se ha destacado tanto en el mundo. Pero no hablaré de eso hasta que se concrete.

Tú y Salma Hayek son el símbolo de la belleza mexicana, ¿te permites estar fea alguna vez? No estoy siempre perfecta. Alguna vez tengo granos o me levanto con la cara hinchada, pero la vida es así. En esos días en que no me siento tan linda me camufleo con una gorrita o un pañuelo y trato de arreglarme lo más posible.

¿Estás muy pendiente de tu imagen?
Yo soy yo. Algunas veces me calzo un jean y voy así a cantar. Otras elijo un vestido glamoroso, otras un short, todo depende de cómo me levante ese día. Soy muy honesta. No me gusta mentirme. Ya pasé esa etapa. Yo quiero hacer lo que me dicte el alma y no quiero engañarme ni engañar a nadie.

¿Te sientes una diva?
Ser diva es un estado de ánimo. Depende de cómo estés ese día.

¿Cómo calificarías tu relación con la prensa mexicana?
De muy buena. Yo estoy muy agradecida con la prensa de mi país porque gracias a ella me hice conocida en otros países. Y así como hay prensa buena y objetiva, también hay otra prensa degradante, que nada más quiere vender revistas y no le importa otra cosa.


Olvídame


Vía Terra

No hay comentarios.: